Small Faces - "The Universal" (1968)

Continúo mi recorrido por el universo Marriott/Lane, esta vez con una de las grandes joyas olvidadas del cancionero de los Small Faces, lo que hubiera podido ser y no fue, un single que en su día se criticó y tachó de error, incluso la discográfica quiso imponer para la posteridad Aferglow como el último single de la banda, aunque fue Hello The Universal a efectos de registro su última canción, que por cierto perdió el "Hello" en el proceso de prensaje.

Las palabras de Ronnie Lane en su día clarifican su situación más allá de la imposibilidad de realizar una gira con su obra maestra Ogdens' Nut Gone Flake, después de unos años a un ritmo frenético dejaron de rodar, se fueron al campo y con la calma y el relax vino la reflexión, y con la reflexión la desbandada de los Small Faces fue inevitable, sin malos rollos, pero marcados por su  ineludible condición de grupo juvenil. Discográfica, público y crítica esperaban otro hit, no había posibilidad para el avance artístico y bien pensado aun tenían veinti-pocos años y muchas ganas.

Para más contra, un pequeño detalle importante que arrastraban desde el principio fue  que tampoco pudieron triunfar en EEUU ya que Ian McLagan estaba fichado por drogas y su entrada estaba vetada, algo que hubiera asegurado mayor longevidad a esta formación, con todo, el abuchéo hacia esta fantástica canción fue la gota que inclinó la balanza de Marriott hacia Humple Pie.

Steve Marriott grabó esta canción a cinta de cassette en la casa de campo que alquilaron, y donde curiosamente convivieron juntos, como al principio, sus últimos días como grupo. Puede escucharse hasta su perro que rondaba por allí, y aunque en el estudio se añadieron posteriormente todos los demás instrumentos, transpira aroma campestre, es su canción más folkie y dylanita. Por esta vertiente hay otro disco no muy recordado por parte de Marriott y siempre ensombrecido por obras como Rock On, donde estos registros rurales encontraron su mejor versión, eso fue con Town And Country, pero  Humple Pie es otra historia para otro día. Os dejo con esta fantástica canción, en mi top 10 de la banda.


Publicar un comentario

10 Comentarios

  1. Excelente el vídeo y la canción. Como bien dices, respira ambiente campestre y festivo. Estos chicos siguen siendo un pozo sin fondos de buenas vibraciones.
    Saludos,
    JdG

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una gran canción, muy diferente a sus esperados hits, eso si, siempre con ese buen rollo. Saludos

      Eliminar
  2. buena cancion pero a The universal me quedo con esta ( logicamente segudores de los Small Faces) https://www.youtube.com/watch?v=BrbxWOMpwfs&feature=kp

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buff Bernardo, la de Blur es otra que me encanta, un temazo, bien diferente de este eso si. Mucha clase, gracias por recordármela. Saludos

      Eliminar
  3. Estoy en longitud de onda con vos Chals, pilladisimo por el universo Marriott Lane y colegas...No paro de escuchar a los Slim Chance y veo que no hay cosa más maravillosa que esas basement tapes que volvieron a crear en la campiña inglesa estos genios.Nada que estamos conectados aunque hace tiempo que no hablemos.Miss you.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que esa etapa tan seminal y tan campestre respira buen rollo por todas partes, la etapa Slmin Chance de Lane es una gran época mucial a rescatar. Saludos

      Eliminar
  4. Steve Marriot, un grande. Personalmente creo que los Small Faces están muy infravalorados cuando, en realidad, eran una banda como una catedral. Grande usted, caballero. Grande.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pienso lo mismo, deberían recordarse junto a los Who y los Kinks, como las grandes bandas británicas justo por detrás de Rolling y Beatles. Mu grande el sr.Marriott. Saludos

      Eliminar
  5. Cada uno tiene sus gustos, y eso es sagrado. Pero otra cosa es una canción o canciones determinadas en la trayectoria de una banda, y yo creo que, para lo que fueron Small Faces, esta es una obra menor: si hubiese aparecido en el "Town and country", bien porque efectivamente era una colección rural (y, no lo olvidemos, una colección de urgencia grabada ante la inminente desaparición de Immediate). Sin embargo luego el público decide; y del mismo modo que esta canción pasó sin pena ni gloria, la misma suerte corrió ese LP.

    ¿Por qué? Pues porque, aunque Marriott diga que "es de lo mejor que escribió en su vida", los fans de los Small Faces no iban por ahí. Es comprensible que, si Marriott cambia de gustos, cambie de banda: Humble Pie. es una evolución lógica. Pero luego, una vez más, el público decide.

    ResponderEliminar
  6. Con todos mis respetos, y sin quitarte la razón pues sé que tu sabes más que yo, se me hace difícil pensar que el artísta no tenga la última palabra sobre su obra, el que su discográfica solapara la canción con otro éxito me parece cruel. Además, respecto a la respuesta de sus fans, supongo que de eso se trataba, de huir de los fans que esperaban otro hit pese a las consecuencias en cuanto a popularidad. La canción es evidente que sigue otros parámetros diferentes pero no por ello es falta de calidad, y el arranque de Marriott la veo simplemente como la reacción a tan fuertes críticas en su día, oida hoy es una gran canción para quienes gusten de sonidos más campestres y folkies. Además, la historia de la música tiene algunos nombres que lograron virar sus carreras sin perder su personalidad, los Rolling de la música negra al country, los kinks del beat & riff al music hall acústico, sus rivales los Who del r&b al rock musculoso, me encantaría ver en una línea temporal paralela ese cambio sustancial materializado en disco, desde luego sería muy interesante, tanto Lane como Marriott no andaban faltos de talento, además Lane estaba capacitado para seguir de partenere en la composición con otros aires más rurales, a su obra en solitario me remito.. Te entiendo y respeto, pero no comparto la misma conclusión, es un hecho que el negocio les ahogó por no seguir lo estipulado. Respecto a Town & Country, me parece genial, aunque todo esto de te lo dice alguien que tiene en el Anymore For Anymore uno de los discos de su vida. Son otros muchos discos los que han pasado sin pena ni gloria y que el tiempo los favorece. Son estas cosas las que me gustaría discutir largo y tendido con una cerveza. Saludos Rick y gracias por pasar.

    ResponderEliminar