Lanuca - Tibia Turbia (Infinito Discos, 2017)



Tibia Turbia es el nuevo disco de Lanuca, uno de los discos que más estoy escuchando del presente año, una colección de canciones que consuman a Ángela Bonet como una de las voces más personales de la música actual independiente.

Si bien su anterior disco (ya reseñado en esta Route: https://goo.gl/jzhVoI) ofrecía un salto cualitativo con respecto a su debut Pómulo, a nivel compositivo el universo particular de Lanuca continúa igual de intacto, sin embargo este tercer disco es sin lugar a dudas su mejor producción hasta la fecha por el equilibrio entre todas las partes, la guitarra de Manolo Bertrán (Doctor Divago) aún siendo parte fundamental de su sonido de distorsiones y disonancias, y siempre con mucha clase, no quita en ningún momento el protagonismo a las canciones, otros detalles que dan al disco mayor profundidad sonora son por una parte el mayor peso de los sintes de Ana Santos (Ártico) que ya apareció por primera vez en su anterior disco, al igual que los arreglos de cello a cargo de Vanessa Juan (Galavera), ambas enriquecen este lienzo. Como siempre la labor de calidad de Dani Cardona es encomiable como suele ser habitual en todos los proyectos en los que interviene, no tiene ningún 'pero', un valor añadido. Un gran equipo que ha editado un cancionero único con el perfecto equilibrio de la dulce voz de Ángela y los paisajes etéreos y envolventes a la par que viscerales de sus compañeros.

Foto de Verónica Francés Molina
De nuevo los paisajes emocionales de Ángela se alinéan con grandes titanes, la naturaleza, plantas, abismos, mares... que convierte en sus mejores aliados al servicio de un lirismo  de tintes introspectivos donde lo que prima es la sensación de caminar por una delgada línea donde lo irreal y lo real se tocan las puntas de los dedos, todo es posible en este universo, al mismo tiempo que resulta tan sincero y transparente como su frágil y dulce voz, una sensación ayudada por un vestido sonoro tejido a medida.

Es por amor nos abre las puertas con pop etéreo y distorsionado marca de la casa, da paso a Pétalo de abismo donde el cello adquiere protagonismo y confiere a la canción un aire más cinemático, Mirando al mar me parece una delicia con sus aires playeros de media tarde, un pop de bandera, en Besos tormenta y Mi revólver se entrelaza con el chelo un sinte, y con la guitarra distorsionada y el fraséo disonante de Ángela enriquecen la quintaesencia básica de Lanuca. BBB sirve de interludio instrumental antes de la canción que da título al disco, Tibia turbia que con escasos versos y la ambientación perfecta son suficientes para arrastrarte a su universo.

Las canciones de Lanuca piden inmersión, pues no ofrecen un camino reconocible a la primera escucha, no se muestra fácil y eso es algo que me gusta mucho, eso sí, si entráis quedaréis atrapados por su gracia y descubriréis grandes canciones de pop al que si podría calificarse sin pretensiones vagas de independiente. Tibia Turbia no es un disco de ruptura, al contrario, con una producción más cuidada si cabe y con nuevos detalles en los arreglos (cello, sinte) se afianzan en su lirismo de tintes surrealistas que envuelto en disonancias sonoras, unas veces gráciles y otras tormentosas, te pasearan dulcemente a lomos de su visión de la canción confesional pop. Exquisito.

https://lanuca.bandcamp.com/ 

El disco se presentará el 13 de Mayo en el Carme Teatre de Valencia
+info: https://www.facebook.com/events/795506647270676/

Comentarios

  1. Absolutamente de acuerdo. Consigue con este tercer disco un equilibrio y una solidez la propuesta que no hace que pierda esa esencia mediterranea y de personal tersura de su múscia.
    Una gran reseña para un gran disco.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  2. Precioso trabajo y magnífica reseña

    ResponderEliminar

Publicar un comentario